"Regresamos con todos los protocolos de bioseguridad”: Comerciantes de la Plaza Cívica de Pitalito

A partir del martes 30 de junio la Plaza Cívica, una miscelánea comercial y cultural de Pitalito, abre de nuevo sus puertas a los laboyanos con un estilo renovado y acorde a la nueva realidad del mundo. Así se proyecta su reinauguración que estaría en un periodo de prueba de acuerdo a su comportamiento social.

Alexandra Betancourth / Hugo Mauricio Fernández / 180Grados, Pitalito

Las afectaciones económicas de la pandemia en Pitalito no han sido pocas. Adaptarse a las nuevas dinámicas es el nuevo reto de los comerciantes laboyanos. Luego de más de tres meses de inactividad comercial, debido al virus que flagela a la humanidad, y un trabajo arduo de reorganización, los comerciantes de la Plaza Cívica de Pitalito se reinventan para asumir los nuevos retos que exige las dinámicas mundiales. 310 locales, algunos atrasados en el pago de impuestos, pero de los que depende el sustento de aproximadamente 150 familias.

Aunque inicialmente, hacia el mes de mayo, el alcalde Edgar Muñoz, se negaba a la reapertura de La Plaza determinado por las políticas nacionales de confinamiento y rotulaba a los comerciantes de la plaza como vendedores ambulantes, luego de la batalla ciudadana que dieron los pequeños empresarios, para no dejar morir de hambre a su familia, se comprometieron algunos acuerdos como la cancelación de pagos atrasados, las medidas de bioseguridad y la adecuación de las instalaciones, que garantice la salud, tanto de los vendedores como de los clientes.

Luego de reafirmar su calidad de pequeños empresarios ante las autoridades del municipio y conseguir la autorización para la reapertura de la Plaza Cívica, los ciudadanos organizados en la Asociación de Comerciantes de la Plaza Cívica (ACOLPAC), alistan sus trajes especiales para el distanciamiento social y el autocuidado que requieren los protocolos de bioseguridad, como lo explicó Juan Carlos Alarcón, presidente de la junta directiva de la asociación, “Los vendedores de ropa usada, las cafeterías y restaurantes usarán trajes especiales. Los demás gremios de calzado, electrodomésticos, perfumería y ropa nueva, entre otros, solamente delantal y tapaboca. Nos toca ponernos las pilas porque no es nuevo que grandes empresarios tienen puesto los ojos en la plaza”.

#EconomíaLaboyana #DesdeOtroÁngulo

banner