Internos de la cárcel de Rivera temen por presencia de Covid-19

covid 19 en carcel de rivera 2Al parecer, habría tres internos de la cárcel de Rivera con síntomas de Covid-19. Los denunciantes mostraron con vídeos grabados al interior del penal la situación de uno de ellos.

Redacción 180 Grados

Recientemente, se conoció que alrededor de 400 reclusos del patio 3 de la cárcel del Círculo Judicial de Neiva, ubicada en el municipio de Rivera, armaron un motín para exigir condiciones de seguridad sanitaria y dignidad al interior del penal. Las motivaciones de la sublevación tienen razones preocupantes, según lo conocido recientemente por 180 Grados. Uno de ellos logró hacerse a un celular con sistema Android y de forma clandestina grabó y envió un vídeo en el que alerta de la posible sintomatología en tres compañeros del virus Covid-19.

El interno, quien no revela su identidad por obvias razones, relata la situación a la que están expuestos en esta coyuntura los más de 1.800 miembros de la comunidad carcelaria de este penal y de los 138 penales que hay en Colombia. La situación tiene mayor importancia luego de los recientes casos de fallecimientos en cárceles. Recalca en el registro que ya están cansados de insistir en ayudas para sus compañeros enfermos y para ellos mismos.

«Ya tenemos tres compañeros de aquí de la cárcel de Rivera (Huila) que tienen casi todos los síntomas del Covid-19. Denunciamos esta situación, porque ya en otras cárceles han resultado muertos, como en la cárcel de Villavicencio y mucha gente infectadas», explica la persona mientras muestra a uno de sus compañeros arropado con una cobija, de quien afirma tendría el virus.

Asegura el interno en el mismo vídeo que se les ha vulnerado, según su relato, los derechos al acceso a servicios de salud. Esas fueron, recalca, las razones de su motín. «Aquí uno de los presentes ya ha pasado varias veces al médico, y lo único que hacen es darle pastas para el dolor y no le sacan exámenes; solamente le dan eso y lo regresan nuevamente para el patio. […] Entonces necesitamos que nos escuchen. Aunque estemos aquí, también somos personas, no somos animales. El Estado nos tiene totalmente abandonados», resaltó.

Por esta razón, los presidiarios protagonizaron un levantamiento, en el que le prendieron fuego a sus colchonetas y elementos personales. Reclaman su derecho al agua y las respectivas medidas de protección contra el COVID-19, especialmente para los guardias, quienes entrar y salir del penal. Algunos reclusos iniciaron huelga de hambre para exigirle al Gobierno que promulgue el decreto de excarcelación que se anunció hace algunos días, les autoricen visitas a su lugar de reclusión y se desarrollen las audiencias suspendidas desde hace más de un mes.

A continuación el vídeo desde la cárcel de Rivera

banner