banner

“No vamos a recibir ese refrigerio tan mediocre”: Padres de familia sobre el PAE en Nátaga

programa alimentacion escolar nataga huila 1Padres de familia de 849 estudiantes de las instituciones educativas de Nátaga, Huila, denunciaron la presunta baja calidad de los alimentos dados por el Programa de Alimentación Escolar. Anunciaron que no enviarán a sus hijos a clases hasta que no se garantice calidad en los productos.

De lunes a viernes Dora Deicy Rivera, Rigoberto Son, Lorena Cerquera, Ermilo Avirama y otros cientos de habitantes del municipio de Nátaga, occidente del departamento del Huila, envían a sus hijos e hijas a recibir clases a las cuatro instituciones educativas de la localidad. Los largos trayectos, especialmente en la zona rural, hacen que sea necesario garantizar a los estudiantes, su almuerzo y su refrigerio a través del Programa de Alimentación Escolar – PAE. Pero esto no se estaría cumpliendo a cabalidad en el Santuario Mariano del Huila, como se le conoce a este municipio enclavado en la Cordillera Central.

Los padres de familia dicen que prefieren que les suministren el almuerzo a sus hijos, al refrigerio en la mañana, debido a las prolongadas distancias que deben para la escuela (pues tampoco cuentan con transporte escolar para ninguna de las veredas del municipio). Como si fuera poco, denunciaron también la presunta mala calidad en los productos que traen para elaborar los refrigerios y los almuerzos de sus hijos.

programa alimentacion escolar nataga huila 2

En las imágenes conocidas por 180 Grados se ve plátanos en aparente estado en descomposición y naranjas que ya no cuentan con las condiciones para su consumo. Algunos docentes consultados por este medio denunciaron que el pollo que traen no cumple con la cadena de frío que debe cumplir ese producto en su transporte y almacenamiento, razón por la cual se convierte en un riesgo para la salud de los menores. Esta situación la viven a diario 849 estudiantes beneficiados del Programa en Nátaga.

Padres de familias y líderes comunales de la zona rural y el rector de la Institución Educativa, Armando Fernández; se reunieron el pasado viernes 22 de febrero con Héctor Chala Collazos, secretario de Gobierno; y otras autoridades para tratar de resolver la situación. En la reunión, que se prolongó por algo más de dos horas y media en las instalaciones del edificio de la Alcaldía Municipal, se analizó la situación pero no se llegó a ningún acuerdo. La corresponsal de este medio de comunicación intentó por varias horas hablar con Chala Collazos, pero no fue posible.

Las voces de rechazo

Ermilo Avirama presidente de la vereda El TriunfoErmilo Avirama, presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda El Triunfo, de Nátaga, dice que el alimento que les dan a los niños de su comunidad en el restaurante escolar es irrisorio a la cantidad de recursos que se invierten en el PAE. “La verdad es que la inconformidad de todo es por el restaurante. Nuestros niños piden es un almuerzo y no un banano y una naranja, porque eso lo podrían traer de la finca. Otra cosa que también se ve es que son unos productos que no sirven para nada, están pasado, que no se pueden consumir. De aquí a mañana se enferma un niño por causa de esos productos pasados y no van a decir que son los que mandaron eso sino que es el padre de familia”, explicó el líder comunitario.

 

 

Rigoberto Son presidente vereda El Socorro

Rigoberto Son, presidente de la Junta Comunal de la vereda El Socorro, de Nátaga, califica esta situación como crítica. “Hay niños que viven prácticamente a dos horas, dos horas y media de camino. Niños que están entre los seis y siete añitos. A veces salen de pronto sin un desayuno bueno, porque sus padres son de escasos recursos y los mandan con una simple agua de panela. Qué tristeza que lleguen a la escuela y que no les den un restaurante justo, un almuerzo justo para esos niños. Salen a la una y media de tarde, llegan a las cuatro y media o cinco a sus casas, y prácticamente no tienen nada que comer. ¿Qué estamos esperando del Gobierno?”, lamentó el líder comunal.

“No podemos seguir con una educación tan mediocre”

Dora Deicy Rivera madre manifestanteCon notable indignación en sus palabras, Dora Deicy Rivera, otra de las madres manifestantes, les reclamó a las autoridades departamentales por el cumplimiento de los planes estipulados en su Plan de Desarrollo. “Tomamos la decisión de a partir del lunes no mandar a nuestros hijos. No vamos a recibir ese refrigerio, porque es vergonzoso; no es un trato digno para nuestros hijos ni para nosotros como padres de familia. La Secretaría de Educación no nos puede venir a decir que tomemos ese refrigerio y que podemos modificar las horas de clase hasta medio día. Eso es injusto. No podemos seguir con una educación tan mediocre para nuestros hijos. ¿Para dónde va nuestro país? Dizque el ‘Camino es la Educación’ pero a donde va esa educación, me pregunto yo”, dijo.

Lorena Cerquera madre de familia zona rural

Estas familias campesinas reiteraron entonces su posición de no enviarán a sus hijos a clases el próximo lunes hasta que no se solucione la situación con el contratista. “Nosotros como papás, junto con el Consejo Directivo, hicimos la Asamblea General de papás y decidimos que si no nos arreglaban ese asunto, entonces el lunes y martes no enviábamos a los muchachos a clase en todas las cinco sedes que tiene la Institución Educativa Los Laureles. Si todos los del pueblo nos van a acompañar en esa manifestación de no mandan a los muchachos, pues va a ser mayor la fuerza que vamos a tener”, sentenció Lorena Cerquera, madre de familia de la zona rural.

Además reclamó la que consideran ellos, falta de gestión de la mandataria local, Edna Magaly Álvarez, en la adquisición del transporte escolar, fundamental en la búsqueda de aminorar los altos índices de deserción escolar en Colombia, especialmente en el campo. “Estamos exponiendo a nuestros hijos en moto, otros caminando, al rayo del sol, con un refrigerio tan mediocre, soportando las inclemencias de este verano que estamos viviendo y todos los peligros del camino”, enfatizó Lorena.

“Nos hace falta poca plata para el alimento”

Omar Gómez, coordinador del PAE en Huila, dijo que efectivamente viene recibiendo quejas de algunos rectores y padres de familia en el departamento en relación con el suministro de los alimento a los niños en los restaurantes escolares. Aseguró que, según la proyección realizada en diciembre de 2018 por la Secretaría de Educación Departamental, los 50.561 millones de pesos que tenían para la implementación del Programa no alcanzaban para darles, además del desayuno, el almuerzo también.

programa alimentacion escolar nataga huila 3“Con el señor gobernador Carlos Julio González Villa y la secretaria Gloria vienen haciendo una proyección para poderles cambiar de desayuno a almuerzo. Es un informe que nosotros le vamos a presentar al señor gobernador para conseguir los recursos y lo estaremos ajustando. Esta mañana nos reunimos con la Dra. Gloria y le presentamos el informe y nos decían que realmente nos hace falta muy poca plata, que es el trabajo que estamos haciendo para poderles brindar no el desayuno sino el almuerzo que es lo que está pidiendo la comunidad en general”, explicó el contratista.    

Según la Resolución 29452 del 29 de diciembre de 2017, la jornada única e internados tienen el derecho a almuerzo, mientras que la jornada regular, las instituciones educativas que tiene jornada más corta, solo el desayuno. La norma también aclara que si el departamento cuenta con los recursos suficientes, diferentes a los suministrados por el Ministerio de Educación Nacional, se les puede dar almuerzo a los de la jornada corta.

Pero la misma Resolución dice que el “complemento alimentario almuerzo” se puede suministrar, con los mismos recursos del Ministerio, también a los niños que estén estudiando en jornadas inferiores a seis horas, pero siempre y cuando residan en zona rural dispersa. “Para los niños, niñas, adolescentes y jóvenes que, según los criterios de focalización, son población objetivo del Programa y hacen parte de la estrategia de Jornada Única, se encuentran en zona rural dispersa o en el servicio de internado escolar”, se lee en el inciso 4.1.1.4.3. de la Resolución.

programa alimentacion escolar nataga huila 4Para la operación del PAE en el Huila, la Gobernación zonificó los 35 municipios a su cargo en tres subregiones. La Zona 1 que comprende 14 municipios de la parte noroccidental, a cargo de la Unión Temporal PAE Huila 2019; en la Zona 2 aparecen 10 municipios de la parte nororiental, que comprenden la parte Unión Tesporal PAE Gobernación del Huila 2019; y la Zona 3, es la subregión sur, que comprende 10 municipios a quien le corresponde al contratista Unión Temporal Fuprema Vida 2019. Nátaga se encuentra en la Zona 1.

Problemática en contexto

El PAE nació con el Plan Nacional de Desarrollo 2010 - 2014 del entonces presidente Juan Manuel Santos. Pero como en la mayoría de programas y recursos públicos, en este también hubo corrupción. Uno de los casos más sonados en el Huila es el robo en un contrato suscrito entre a Gobernación de Santander y la Cooperativa Surcolombiana de Inversiones Limitada por $35.744.912.000 para cubrir el PAE en ese departamento del país. ¿Y por qué más sonado en el Huila si el hecho de corrupción, ya comprobado, fue en Santander? Porque el contratista es ni más ni menos que el cuñado del actual gobernador del Huila, Carlos Julio González Villa.

programa alimentacion escolar nataga huila 5Por este caso, la Procuraduría formuló agosto de 2018 abrió cinco procesos disciplinarios contra funcionarios de la Gobernación del Huila y la Alcaldía de Pitalito por anomalías en los contratos con la Cooperativa Multiactiva Surcolombiana de Inversiones para la operación del PAE. Posteriormente, la Fiscalía capturó el 17 de octubre de 2018 a Luisa Fernanda Flórez Rincón, represente legal de la Cooperativa Surcolombiana de Inversiones Limitada; a Ana de Dios Tarazona, secretaria de Educación de la Gobernación de Santander y a Aníbal González Sánchez, coordinador del PAE.

Le puede interesar: La inminente captura de esposo de Cielo González por corrupción.

Hace cerca de un mes, la Fiscalía impuso medidas cautelares a cooperativas y bienes de Germán Trujillo Manrique, cuñado del gobernador Carlos Julio González Villa, por estos hechos de corrupción. Estos bienes ascienden a 33 mil millones de pesos, representados en casas y apartamentos ubicados en Bogotá, Barranquilla, Cúcuta y Neiva. Aunque los contratistas que operan el actual PAE en el Huila son diferentes completamente a los del escándalo en el que está involucrado Trujillo Manrique, la comunidad de Nátaga ha manifestado su preocupación por el futuro de los recursos empleados para la alimentación de sus hijos e hijas.

 

 

banner