medallaweb

banner

“Yo invito al Huila a partir las aguas de la historia”: Petro en Neiva

petro en neiva 6El Parque Santander de Neiva se quedó pequeño para acoger las cerca de 12 mil personas que se agolparon para escuchar al candidato Gustavo Petro. Lo bueno, la música y el baile que trajo alegría a la calurosa tarde; lo malo, los desórdenes con la prensa.

En tres oportunidades se anunció que el candidato progresista de la Colombia Humana, Gustavo Francisco Petro Urrego, visitaría la capital huilense, pero nunca se concretó tal propósito. Sin embargo, los promotores de su campaña en el Huila, en su cuarto intento, lograron que los astros se alinearan para traerlo a la Capital Bambuquera de América. Ayer, en una apoteósica concentración de seguidores en el Parque Santander, más de 12 mil personas recibieron a quien, siendo senador de la República, denunció las masacres de El Aro, El Salado y los vínculos de algunos políticos con el paramilitarismo. [A continuación, el audiovisual sobre la visita de Petro a Neiva:]

Un retraso en su vuelo desde el Aeropuerto Gustavo Artunduaga Paredes de Florencia, en el departamento de Caquetá, más allá de la espera, sirvió para que la agenda cultural se desarrollara sin contratiempos y sin dejar a ninguno de los artistas invitados sin su presentación en tarima. La causa, el aguacero que se precipitó en esa ciudad, lo que hizo que la terminal aérea cerrara por un par de horas la salida del avión. Pero la espera no enlodó los gritos y canticos de los asistentes, quienes portaban banderas del Huila, Colombia y de la Alianza Democrática M-19, movimiento con el que inició Petro su carrera política, una vez se desmovilizó de esa guerrilla nacionalista.

petro en neiva 4

Petro en tarima

Recibido con el cántico del himno del departamento, Alma del Huila, del maestro Luis Alberto Osorio, el candidato Gustavo Petro se subió a la tarima que le tenían preparada. Eran ya 6:40 de la noche, cuando Mauricio Sánchez, miembro del comité de campaña, le entregó a manera de regalo un sombrero elaborado en pindo, originario del municipio de Palermo y un rabo e’ gallo, elementos tradicionales del baile del Sanjuanero Huilense. Estos regalos se sumaron a los que ya había recibido él y su esposa, Verónica Alcocer, en la ciudad de Florencia: Un poncho con el dibujo de una colorida guacamaya, símbolo regional de Caquetá.

petro en neiva 5

Y es cuando se escuchó la gran oratoria del candidato, discurso lleno de metáforas y otras figuras literarias. Así inició su intervención: “Aquí estamos, en un lugar que queríamos estar: Neiva. Cuando se llenan estas plazas, cuando una tras otras, las plazas de las ciudades de Colombia se van llenando de multitudes, de ciudadanías que se juntan, que van juntando energías, que van juntando sentimientos, que van juntando pasiones y razonamientos, que van juntando tanto el corazón como el cerebro, se va juntando la fuerza que va a cambiar la Historia de Colombia”.

petro en neiva 2

En su discurso, Petro hizo una analogía entre los años de la llamada Violencia Partidista y el fenómeno Uribe durante sus ocho años de su gobierno. “Hoy otra vez, pero en el siglo XXI, trataron de enseñarnos que la seguridad se medía en el número de jóvenes muertos. A mí me tocó por primera vez denunciarlo en el Congreso de la República, como me tocó denunciar las chuzadas del DAS, como me tocó denunciar durante siete años los vínculos intensos con nombre propio entre los grandes dirigentes de la clase política tradicional de Colombia y los ejércitos privados del narcotráfico. Me tocó mostrar el primer hecho de lo que después mal llamaron los falsos positivos, una sociedad que permitió que los recursos de la educación fueran expropiados para financiar una guerra fratricida”, acotó.

“Un ciudadano vale 100 pesos”

En medio de coros de “¡Uribe, paraco, el pueblo está berraco!”, el candidato de la Colombia Humana calificó de fría y calculadora la maquinaria que por siglos escoge cada cuatro años los gobernantes que ha tenido Colombia. Petro en su discurso en Neiva, es cual duró más de dos horas, arremetió contra la corrupción que, según él, soporta las campañas de Germán Vargas Lleras e Iván Duque Márquez. Y en un símil, comparó el costo de un voto ciudadano con el billete de 100 mil pesos que trae la cara de Carlos Lleras Restrepo, abuelo del candidato de Cambio Radical.

“De una manera u otra, en este confluir de las aguas, estamos representando algo que la gente quiere. La gente quiere acabar con la corrupción en Colombia. Yo quiero, he dedicado, he arriesgado parte de mi vida también en acabarla. De cierta forma, la política colombiana se divide hoy dos: la maquinaria de la corrupción y el movimiento de la ciudadanía. Una maquinaria fría y calculadora, que intenta sobre la base de la compra del voto, sobre la base de la indignidad, intenta perpetuarse en el poder. Hacen un cálculo frío. Un ciudadano de escasos recursos vale, según ellos, 100 mil pesos. El billete de 100 mil tiene una cara que es del abuelo de Vargas Lleras. Se llama un Lleras”, dijo.

La desigualdad social no está en su radar

Fue la desigualdad social la semilla de la violencia. Así lo dijo hace varios años el periodista y ex alcalde de Medellín Alonzo Salazar en su célebre libro ‘No Nacimos Pa’ Semilla’, una radiografía de la juventud de las comunas de la capital antioqueña. Y de aquellos años, el contexto social no ha cambiado mucho, lo que hacen de discursos, como los de Petro, que aunque tenga mucha vigencia. “La desigualdad social es el almendrón que causa los principales problemas de la sociedad contemporánea. Esa desigualdad social no existe en el discurso de Duque ni en el de Vargas Lleras. La desigualdad social, como causa de los problemas de Colombia, no está en el imaginario de la clase política tradicional. Y es eso lo que me permite decir que no la hace capaz de dirigir los destinos de Colombia, que la incapacita para interpretar la historia actual colombiana”, dijo.

petro en neiva 3

En ese sentido, Petro dice que aquellos que son hijos de quienes por décadas han dirigido los destinos del país no estarían facultados para poner en la política pública la solución a estas necesidades. “Los hijos de la vida fácil ya no son capaces de entender un pueblo que todos los días resiste, que todos los días trabaja, que todos los días sufre y lucha por sobrevivir. No pueden los hijos del privilegio entender al campesino, no pueden entender eso que significa en la piel de la mano sentir la astilla dura de la madera del azadón, cuando se descarga con la fuerza muscular sobre el surco de la tierra”, subrayó.

Las energías alternativas en el Huila

En un panorama, trazado por una pobreza que catapulta a Colombia como la tercera nación más desigual del planeta, se requiere de cambios del modelo económico que pasan por dejar de depender del carbón y el petróleo como fuentes de energía. Una de sus propuestas de Gustavo Petro para solventar esta tesis es la transición de energías fósiles a formas de energía limpias. Sobre ello, el candidato de la Colombia Humana le propuso convertir el desierto La Tatacoa, al norte del Huila, en un gran productor de energía solar, a partir de la instalación de paneles solares en esa zona. “Yo los invito a partir las aguas de la historia”, subrayó Petro en su discurso.

También habló de su propuesta para democratizar la tierra, desde la cual se busca que los que más tienen tierra improductiva la puedan poner a producir. Este modelo, que tradicionalmente ha mantenido la economía colombiana, repercute en el uso que hoy le dan muchos poderosos para mantener sus grandes latifundios, explicó Petro. “Pues ahora estamos ante otra irracionalidad: utilizar el agua que sirve para la vida y la alimentación, que es el eje de la cultura y de la civilización, para sacar los cunchos del petróleo y el carbón, para destinarlos a la exportación, para que la codicia humana de los sectores más poderosos del mundo los utilicen, siendo la fuente energética en la causa hoy de la posible extinción de la vida en el planeta”, reseñó el candidato.

Lo bueno y lo malo del evento

Lo bueno: Los artistas de la escena cultural y musical del Huila quienes se presentaron en el previo al discurso en Neiva de Petro. Una de las agrupaciones que se presentaron fue la banda Magolo Blues, una de las más emblemáticas de la escena rock huilense. Integrada por Federico Castaño, Leonardo Camero, Gustavo Hueje y Nicolás Reyes, la banda deslindó sus poderosos riff de eléctrica y el color de la bozaina en el previo al discurso del candidato de la Colombia Humana. “¡Viva Petro! Si a la vida, si al amor!”, así iniciaron.

petro en neiva 1

Lo malo: Los cerca de 30 miembros de la Guardia Indígena del Consejo Regional Indígena del Huila, CRIHU, participaron del esquema de seguridad de Petro desde el Aeropuerto Benito Salas al Parque Santander. Sin embargo, por ejercer esta función, algunos de ellos empujaron bruscamente a los periodistas que buscaban alguna palabra del candidato. Esto lo que demostró fue una falta de logística por parte de los miembros del comité de campaña con los trabajadores de los medios, a quienes no se les garantizó el espacio en el escenario acoplado para el evento político para hacer su trabajo.

petro en neiva 7

Pese a las dificultades, uno de los candidatos más opcionados para llegar a la segunda vuelta en las elecciones a la Presidencia logró conectarse con el pueblo huilense, en su gira por el sur colombiano. Petro, un exguerrillero, un rebelde, el estudiante con el mejor puntaje ICFES en su colegio La Salle de Zipaquirá, seguirá moviendo pasiones y llenando plazas como hace algunas décadas lo harían también Bernardo Jaramillo Ossa, Luis Carlos Galán, Jorge Eliecer Gaitán, Manuel Cepeda o Carlos Pizarro. El poder de su palabra mueve corazones y pone a funcionar el cerebro, y así lo demostró ayer.

banner